Heredad

Me pregunto cuál será tu imperio
ahora que duermes
en el centro de la Tierra
ahora que el cielo te muestra sus raíces

siempre serás mi casa escrita
mi ventana de abismo

iré bebiendo tu silencio
hasta volverme un muerto

y caminaremos
desde otro mundo hacia
otro mundo

en la tiniebla

señalarás los ríos del olvido
cada error.

Este orgullo tengo
mi padre es un rey
que hace girar la Tierra.

 

del libro: "Los ojos de David"


 

24 de marzo de 1976

yo estaba en una pensión en Tablada al 40
yo dormía
yo me levanté a las 4 de la mañana
y encendí la radio
yo escuché : Comunicado número tanto
y una música maravillosa
me quedé quieto
atento al orden de los comunicados
a esa voz de la patria
a las 6 se fueron levantando los compañeros
yo me asomé al balcón
un colimba me miró desde la
esquina
se veían tanques en el puente
yo miré para el otro lado
al Mercado, a los camiones
yo no tuve miedo
yo no hice nada
ni entonces, ni después
yo no era nadie
yo vivía colado ahí
los muchachos trabajaban en el Mercado
yo leía a Gurdjieff
yo vendía la guía de Córdoba
en la Cañada
yo andaba pelado y descalzo
yo tenía un suegro militar
yo tenía 21 años
yo tenía un bolso y un cepillo

yo tenía todo el fracaso que llegó
yo tenía que ir hacia la nada

y allí fui..

 


 

Qué es la soledad


Un vaso de agua que se pudre
mientras las bocas viajan por el día

 

Del libro "Oscuras ramas"


 

Pan del fantasma


Ser buscado en el corazón
comido dulcemente

poseer un espejo de plata
con los rostros más altos

y esta ropa podrida por la lluvia
y esta fe.

 

Del libro "Oscuras ramas"

 


 

Como me volví invisible


oí lamentos y pensé
son árboles
movidos por la noche

alguna vez tuve razón
y fui a gritarlo
a un pozo

todo ardía
y llegué al río
vestido por el sueño

me prodigué
como un sauce tirado por el viento

encontré la ilusión
hice un museo y
en sus paredes
la memoria

vi en lo alto un ángel robando el paraíso

y
cuando sentí lo grave
la existencia
alcé un espejo inmenso
donde lloraba otro.

 

Del libro "Oscuras ramas"

 


 

El resto es literatura


Tuve tres bibliotecas

vendí una para casarme

otra para comer

a la tercera se la llevó
el fuego de confiar en las palabras

a vacíos estantes subo
y me cubro de cenizas.

 

Del libro "Oscuras ramas"

 


 

Claro


y claro que tu corazón era un canasto
y claro que tu corazón era un sapo

¿no lo llevaba yo con las dos manos?

¿no lo abandonaba en los pantanos
sobre el aceitoso musgo lunar?

y oscuramente despertaba
en el sol
sacaba plumas
tu corazón.

 

Del libro "Oscuras ramas"